18 de julio de 2024

Condenado a 40 años de prisión exjefe paramilitar alias «El Rey» que participó en el homicidio y desaparición de siete integrantes del CTI

El crimen fue ordenado por Rodrigo Tovar Pupo, alias Jorge 40; y Jhon Jairo Esquivel Cuadrado, alias Tigre, cabecillas del Bloque Norte de las AUC.

Las pruebas dan cuenta de que hombres armados, entre ellos alias El Cali, interceptaron a los funcionarios en una finca del corregimiento Minguillo, donde cumplían una diligencia judicial; y los trasladaron en contra de su voluntad a un lugar despoblado. Posteriormente, les dispararon y desaparecieron los cuerpos, sin que hasta el momento se conozca su ubicación.

El crimen se ejecutó por instrucción expresa de Rodrigo Tovar Pupo, alias Jorge 40; y Jhon Jairo Esquivel Cuadrado, alias Tigre, cabecillas del Bloque Norte de las AUC.

Por todo lo anterior, un juez penal especializado de Valledupar (Cesar) condenó a López González a 40 años de prisión, y lo declaró responsable de los delitos de homicidio agravado, desaparición forzada agravada y concierto para delinquir agravado. Adicionalmente, le impuso una multa equivalente a 16.000 salarios mínimos legales mensuales vigentes, un pago de 200 SMLMV por concepto de indemnización a las víctimas e inhabilidad para el ejercicio de funciones públicas por 20 años.

En el curso de la investigación liderada por un fiscal de la Dirección Especializada contra las Violaciones a los Derechos Humanos, en atención a los parámetros de la Ley 600 de 2000, alias El Cali, El Rey o Chitiva había aceptado exclusivamente el delito de concierto para delinquir agravado, y rechazado los demás señalamientos en su contra.

López González fue capturado el 4 de diciembre de 2019, en Valencia (Córdoba), en una acción conjunta del CTI, con apoyo del Ejército Nacional. Desde entonces, permanece privado de la libertad en centro carcelario.